::frescota::

Sweet dreams

Abrir la puerta y soñar. Sí, soñar en el trabajo, en tu empresa, en tu “rutina”. Es posible. Todo es mejorable, sobre todo el entorno. Y por ahí van los tiros.

Sentarte en cualquiera de sus despachos con vistas al Tibidabo o a Montjuïc debe ser una ricura, y seguro que, aunque se te haga de noche se lleva mejor el tema. Sarna con gusto… ya se sabe.

Cuando lo caminaba y abría sus persianas dejando entrar la luz, vi al segundo que este despacho formaba parte de la familia Home Hunter. Se respira un ambiente cálido, potente, y una ambición moderada, de la buena. De la que crea objetivos para conseguir en equipo. Ya sabéis mi opinión sobre los espacios y las energías… Creamos o no, las hay. Y este despacho de infinitos metros cuadrados tiene una muy especial. Si le sumamos que aquí alguien va a realizar sus sueños, su plan de vida laboral y personal es el sitio perfecto.

A todos aquellos empresarios buscando un nido para su bebé, este es EL sitio. Aquí vuestro equipo se sentirá realizado nada más entrar, se despistará un rato del ordenador observando el Tibidabo o nuestra preciosa Barcelona y volverá cargado de pilas y a darlo todo. El espacio influye, y es la mejor inversión que puedes hacer por tu equipo y proyecto.

Os va a encantar.

Flecha divisoria